Una Copa sin sentido

Lunes, 04 de Junio de 2012
A A A

La sorpresiva suspensión de la Copa Inca no hace más que acentuar la sensación generalizada de quienes conformamos la sociedad deportiva de nuestro país, referida a que el fútbol peruano se maneja en la más profunda desorganización. 

de 1

Si no podemos cumplir un calendario, poco podemos esperar en lo referente a otros logros más complejos como, por ejemplo, ir a un mundial. Es inconcebible que un certamen programado en una fecha determinada se suspenda una semana antes porque "los contratos no están regularizados".

La Copa Inca ya carecía de sentido en un calendario como el de este año con seis partidos de eliminatorias y 44 fechas de Torneo Descentralizado. Tal vez lo que debemos lamentar no es por qué lo suspendieron sino el para qué lo inventaron. Ahora nadie se atreve a precisar si se trata de una postergación o una cancelación definitiva. Un gran botón de muestra del por qué nos va como hasta ahora. Si la selección marcha penúltima, eso no es casualidad.

Carlos Univazo

Dirección Ovación Digital

Twitter: @carlosu67

 

 

TAGS:

Comentarios