Preparador de arqueros de Alianza: "Queremos porteros valientes y ofensivos"

s

En una amplia entrevista que le realizó gente de prensa de Alianza Lima, el preparador de arqueros del cuadro íntimo, Javier Rodríguez, confirmó la muy buena impresión que tenía sobre Leao Butrón, Steven Rivadeneyra, Ítalo Espinoza y Franco Saravia, quienes vienen trabajando de la mejor manera. El profesional chileno busca que el portero sea ofensivo con la intención de iniciar la jugada y ayude a generar una acción en ataque.

- ¿Cómo afronta esta nueva experiencia en Alianza Lima?
Muy contento de volver a un país que nos trató muy bien. Feliz de embarcarnos en este nuevo desafío con la institución más grande del Perú. Estamos con muchas ganas de enfrentar lo que resta de la temporada y concluirla de la mejor manera.

- ¿Cuál es tu trayectoria en el mundo del arco?
Terminé de jugar en el 2007. Al año siguiente arranqué como entrenador de arqueros en Deportes Temuco y luego pasé al equipo Unión. Después de eso recibo la llamada de Mario Salas en el 2016 para integrar su cuerpo técnico en la Universidad Católica; posteriormente fuimos a Sporting Cristal, Colo Colo y ahora estamos en esta nueva aventura que, estamos seguros, será exitosa. 

-¿Cuánto evolucionó tu metodología de entrenamiento con respecto a tus inicios?
Crecí muchísimo. Miro al pasado y cuestiono la manera que tenía de trabajar en mis inicios. El puesto de arquero evoluciona muy rápido. Cada vez que me capacito e interactúo con colegas que están en la élite del fútbol mundial, me doy cuenta de que esto avanza rápido y que uno debe tener la capacidad para seguir escalando. En base a la retroalimentación que aplico con mi trabajo, he cambiado mucho. Me alineo al trabajo y a la metodología del entrenador, en este caso Mario Salas, y en base a eso ejecuto mi plan. Yo no les tengo que dar las respuestas a los arqueros; ellos mismos, con entrenamientos situacionales, deben elaborar su propia respuesta. 

- ¿Qué es lo más difícil de entrenar en un arquero? ¿Se puede entrenar la toma de decisiones?
El puesto del arquero es muy complejo porque ellos sufren muchas mutaciones en relación a las emociones. Estas distan muchísimo de todos los automatismos perspectivos que se van generando en nuestro cerebro. Trabajar en la toma de decisiones va en rigor de lo que yo pueda percibir. Es difícil automatizar los patrones perspectivos del cerebro para que se puedan tomar buenas decisiones. Lo más importante es entregar a los arqueros la mayor cantidad de herramientas posibles, en base a la toma de decisiones, de acciones completamente situacionales. 

- ¿Qué te gusta de los arqueros de Alianza Lima?
No estaría descubriendo nada al hablar de la trayectoria y capacidad que tiene Leao Butrón. Tuve la posibilidad de conocerlo antes de llegar al Perú. Luego, Steven Rivadeneyra es un arquero que tiene muchas capacidades. He visto a Ítalo, juega muy bien con los pies y me quedé muy sorprendido al ver algunos de sus partidos. Y mucha gente, que no tiene relación con Alianza, me dice que Franco Saravia puede llegar a ser el arquero del futuro.

- ¿Es diferente entrenar a un arquero mayor de 40 años, aun cuando su nivel sea superlativo?
Los trabajos tienen que ser diferentes. La edad no miente, te va cobrando todo. Lo que tenemos que potenciar es la intuición perceptiva que tienen los arqueros, lo cual se logra exclusivamente con la experiencia. Cuando veo jugar a Leao siento que es brillante en tres aspectos de la parte táctica que son importantes para mí: el posicionamiento, el reposicionamiento y la ubicación. Tengo que tratar de mantenerlo y potenciarlo. Las lecturas que tiene Leao son muy buenas y eso es un factor muy importante para un portero. 

- ¿Qué potencial le ves a Steven Rivadeneyra?
Conversando con Mario llegamos a la conclusión de que nos gustaba Steven Rivadeneyra. Sin tener, en su momento, mayor análisis, encontramos a un arquero fuerte, ágil, con buen biotipo, buenas intervenciones y buena toma de decisiones, lo cual nos llamaba mucho la atención. Ahora coincidimos con él en Alianza y va a ser un desafío muy lindo poder trabajar con Steven. Él se ganó el derecho de llegar a un club grande.

- Cuando la competencia por un puesto es muy intensa, ¿cuál es el papel que juega el preparador de arqueros?
Es muy complejo. Es injusto para el que no juega, pero es justo para el que juega. Yo quiero que nuestros arqueros luchen por el puesto de titular en base a respeto, honestidad y lealtad. La culpa no es del que está jugando. Uno, como jugador y persona, tiene que hacerse una autocrítica y saber por qué no está jugando. Ahí entro yo y trato de entregar esta respuesta, que básicamente es seguir trabajando. Los porteros se tienen que demostrar a sí mismos que tienen la capacidad de jugar. Lamentablemente para el que no juega, hay un entrenador que decide. 

- La opinión del preparador de arqueros, ¿incide en la elección del entrenador por tal o cual golero? 
No conozco la manera de trabajar en otros cuerpos técnicos. En nuestro caso, Mario nos da la posibilidad de opinar muchísimo y brindar sugerencias, nos involucra demasiado. A pesar de que Mario tiene la decisión final, nuestra opinión es muy importante. Al final, la decisión que toma está entrelazada al pensamiento de todos. Eso nos ha llevado a ser un cuerpo técnico que se ha mantenido junto por mucho tiempo. 

- ¿Cómo fueron los trabajos con los arqueros durante la cuarentena?  
Por un tema de espacio, el trabajo que un arquero puede realizar vía online es muy difícil. Dimos algunas sugerencias, básicamente movimientos tácticos, y los jugadores lo hicieron muy bien. Sin embargo, ahora que hemos iniciado los entrenamientos en cancha, los porteros han encontrado algunos temas de tecnología, que van única y exclusivamente para la mejora de la capacidad de su cerebro. Queremos manifestar nuestra metodología en nuestros arqueros y que eso se traduzca en arqueros valientes, corajudos y que no tengan temor a equivocarse. Eso es lo que queremos.

- ¿Se busca que el arquero sea ofensivo?
Para nosotros, para lo ofensivo que es Mario Salas, el ataque comienza con el arquero. Es el iniciador, el líbero, una oferta de pase. Para nosotros cobra mucha validez esa posición. Si bien sabemos que su función principal es atajar, necesitamos que los porteros tengan otro tipo de herramientas, las cuales conseguiremos durante los trabajos. Con la calidad de arqueros que tenemos, eso no será complicado. 

Comentarios