Butrón: "Antes del clásico yo fui a pedirle a Bengoechea que se quede"

b

Leao Butrón, arquero de Alianza Lima, se refirió a la salida de Pablo Bengoechea. Además habló de las características de trabajo del nuevo entrenador Mario Salas.

"Salas ha sido más directo en cuanto a lo que quiere y al trabajo, la semana pasada trabajamos en tres grupos, ahora sí somos dos de 13-14 jugadores y a partir de hoy hemos podido hacer trabajos tácticos y ahí se nota lo que quiere el 'profe'. El profesor ha sido claro, ha dicho lo que quiere y eso lo hemos trabajado, ha sido una persona directa", dijo a 'La Hora Blanquiazul' de Radio Ovación.

Sobre el uso de la tecnología en los entrenamientos y particularmente de los lentes contó: "Son para tratar de activar y llegar a punto a la parte principal que es el fútbol. Los lentes presentan 8 niveles como de parpadeo y el más difícil es el de parpadeo más lento porque pierdes de vista la pelota por más tiempo. Hacemos la primera parte del entrenamiento con eso y cuando no estamos con eso la pelota se siente más lenta, tienes más control".

En referencia a lo que pretende Salas señaló: "La intensidad no se puede perder simplemente por el resultado en ese momento del partido, así estés ganando 3-0 para él no existe la opción de bajar el ritmo y solo tener la pelota. Quiere que la presión y el ritmo dependa de nosotros más allá del resultado".

"El profesor Mario y su cuerpo técnico consideran a todos los jugadores por igual y por esto todos se esfuerzan al máximo para tratar de tener un puesto", agregó.

Además también habló al hecho de que el torneo se jugará en Lima y sin público. "Es una desventaja para los equipos provincianos venir a Lima pero también es una desventaja para Alianza jugar sin su gente, porque el rival no sentirá la presión que se siente en Matute. Creo que todos hemos perdido algo".

Con respecto a Pablo Bengoechea y la línea de 3 en defensa comentó: "Me parece que cuando hemos hecho la línea de 3 no la hemos hecho tan bien como debería pero creo que lo que hicimos mal los jugadores es que cuando hacíamos línea de 3 veía mucha gente cerca a mi arco. Con 4 atrás siento más prolijo al equipo, jugar con 3 requiere muchísima coordinación y de repente nos faltó tiempo. Yo me adapto al sistema que me digan pero si pudiera escoger elegiría el de 4".

"Cada vez que hay una dificultad en Alianza, Rinaldo y yo somos los 'argolleros'. Por ejemplo, con Miguel Ángel Russo yo tuve una gran amistad y dijeron que yo le había dicho la 'camita'. Con Pablo siempre tuve muy buena relación, me hizo jugar poco en 2019 a pesar que me fue muy bien en 2018 y 2017 pero él jamás podría decir que yo no tuve una buena actitud. Yo no creo que haya habido desgaste pero sí de repente él sintió que lo que él decía no llegaba. Antes del clásico yo fui a pedirle a Pablo que se quede a pesar que no me tenía como titular fijo. En el grupo siempre hubo respeto por Pablo", finalizó.

Comentarios